martes, 9 de junio de 2015

A la vejez


Parece que cuando se es viejo se tiende a creer más en Dios.
Es por aquello del miedo a la muerte y esa duda de los inseguros que se plantean: ¿Y si de verdad existiera un paraíso?
Tócate los huevos...
A cierta edad hay que empezar a asegurar posiciones.
Qué mala es la degeneración del cerebro, casi tanto como la incontinencia urinaria.
Precioso...


2 comentarios:

Anónimo dijo...

Seguro me estoy haciendo mayor.
Me está dando con creer en dioses, sátiros y bacantes.
No ya en Paraísos sino en Olimpos, Valhallas, Yannas y en Shangrila.
Debo consultar al psiquitra.
Besos, risas y buen sexo.
Espero te guste la combinación, Iconoclasta

Pablo López dijo...

No te preocupes, eso es solo un poco de romanticismo.
Nada de psiquiatras, que les gusta desmontar las ilusiones con pastillas de colores.
Me gusta la combinación, igualmente para ti.